El Calafate

Oracio Holiveira nos envía esta información de su viaje por Argentina y por La Patagonia Argentina y Chilena.

Miércoles 29-12-04. BUENOS AIRES - EL CALAFATE - EL CHALTEN

Tras el madrugón, fuimos en remis al Aeroparque, donde salen la mayoría de los vuelos nacionales, y que está mucho más cerca del centro de la ciudad (10 min. en coche).Cuando llegamos, ni rastro de nuestro vuelo a El Calafate.Al verificar nuestro billete nos dimos cuenta de que el vuelo era en el otro aeropuerto. Faltaba hora y cuarto parala salida. Preguntamos en Tienda León cuánto se tardaba. 45 minutos si no hay mucho tráfico. Pillamos otro remis, 20 € suplementarios, le explicamos nuestro problema, y media hora después estábamos en Ezeiza, con tiempo suficiente para embarcar. Bonito susto!
Aterrizamos en El Calafate, remis desde el aeropuerto a la estación de autobuses, en el centro de la ciudad, por el camino se puede apreciar ya el azul turquesa de las aguas del lago Argentino, en la orilla del cual se sitúa El Calafate, pequeña ciudad de 10.000 habitantespaso obligado para llegar a todas las maravillas naturales de 
la región
, El Calafate está creciendo PERITO MORENO el calafate - patagonia argentina - a pasos agigantados, aunque de espaldas al lago: para llegar hasta él hay que salir del pueblo. 
Fuimos al kiosco de Caltur, donde habíamos reservado el billete para El Chaltén, compramos también el billete de vuelta, abierto (90 $ / 22,5 € ida y vuelta), les dejamos nuestras mochilas y nos fuimos a visitar la ciudad. En Argentina, no te pondrán ningún problema para guardar tu equipaje en cualquier sitio, eso sí, mejor tras haberles
contratado algún servicio.
La ciudad de El Calafate, es sobre todo una larga calle, donde se encuentran la mayoría de restaurantes y hoteles. Caminando sólo 5 minutos desde esta calle hacia el lago Argentino, sales enseguida de la ciudad y llegas hasta una zona de marismas conocida como Laguna Nímez, justo antes del lago. Han preparado un recorrido alrededor de una de las lagunas,

se tardan entre 1 y 2 horas en completarlo, dependiendo de lo que te pares a avistar los pájaros que ves en el camino. Hay varios refugios preparados para el avistamiento de aves. Muy interesante. Conseguí fotografiar desde bastante cerca un águila, y muchas otras aves de las que he olvidado el nombre. Precio por el recorrido: 2 pesos
(0,5 €), a pagar en la garita al inicio del sendero. Hay algunas horas en las que ni siquiera están.
Tras el paseo, fuimos directos a comernos nuestra primera parrilla, en el Ricks. Excelente carne la de este restaurante. PERITO MORENO el calafate - patagonia argentina - El funcionamiento suele ser el siguiente: hay un asador, donde se va haciendo el cordero asado al estilo patagónico (buenísimo en toda la Patagonia), y diferentes partes de la carne de ganado vacuno. Tu te acercas al que asa la carne y le vas pidiendo los trozos que te apetecen. Y así hasta reventar. Y si no tienes bastante, para acompañar hay normalmente un buffet libre de ensaladas, verduras, pasta, patatas... 
Todo ello acompañado del excelente vino de Mendoza. El paraíso de los comilones!. Y qué precios! 5 € por persona la comida y 5 € la botella de vino.


Tras la parrilla, paseo por la ciudad, vuelta a la estación de autobuses, sirvierony en marcha para El Chaltén a las 18.30 h.. Las guías os dirán que se tarda entre 3 y 4 horas, en la estación de autobuses asegurarán paseo por el glacial el calafate - patagonia argentina - lo mismo, pero contad entre 5 y 5 1/2 horas, casi siempre por una pista de ripio (como llaman allí a la gravilla), con un paisaje desolador, solo animado por el color turquesa del Lago Argentino cuando se hace visible, máso menos cerca de la pista. A mitad de camino, se para un buen rato para estirar las piernas en una estancia/tienda/bar,donde picamos unas empanadillas que nos de cena.
Llegamos a El Chaltén a las 12 de la noche, en mitad de la oscuridad, bajo una intensa lluvia. Llegamos a nuestro alojamiento completamente empapados. El sitio se llama B&B Nothofagus ( http://www.elchalten.com/nothofagus/index.html ).Es una acogedora casita con 7 habitaciones, algunas de ellas con baño propio, otras con baño en el pasillo (75 $ por noche, menos de 20 €, desayuno incluido). La pareja que lleva el establecimiento es encantadora, te dan información sobre las posibles rutas por la montaña, e incluso hacen una previsión del clima para el
día siguiente. Totalmente recomendable.
Nos dio tiempo para salir a tomar un trago. La pizzería Patagonicus es uno de los lugares de "marcha" del pueblo. Poco más tarde nos fuimos a dormir, que al día siguiente tocaba empezar a disfrutar de la Naturaleza.
Continuar relato El Chalten
Volver al relato patagonia argentina